Las flexibilizaciones de Obama

 Por Arthur González.

Para que el presidente Barack Obama no siga con el engaño de que: “…la Casa Blanca será selectiva y cautelosa en el uso de sus prerrogativas ejecutivas para transformar la aplicación del bloqueo […] solo si el gobierno cubano introdujera reformas máobama fotos sustanciales…”, a mediados del mes de noviembre sin cumplirse esa exigencia imperial sobre Cuba, la Comisión Federal de Comunicaciones (FCC), anunció la decisión del Gobierno de Estados Unidos de flexibilizar completamente las regulaciones para servicios de telecomunicaciones entre ambos.

¿Cuál es el motivo que los impulsa a tomar esa decisión, sin plantear un plan, piloto como el propuesto para establecer el correo postal directo, o exigencias de cambios y reformas al sistema socialista?


Sencillamente, por el interés que tienen en el empleo de Internet y las redes sociales, para envenenar a la juventud de la Isla, con el fin de lograr el desmontaje del sistema socialista y sustituir los valores autóctonos por los estadounidenses.

Por esas razones el propio Obama dio un giro de 180 grados en su política en esa materia, pues debe recordarse que, en enero del 2010 la Casa Blanca mantenía un estricto control en las solicitudes de licencias para servicios de telecomunicaciones hacia la Isla.

Cuba no ha cambiado nada de su sistema político como exige Estados Unidos para flexibilizar el Bloqueo Económico, Comercial y Financiero.

La diferencia radica en que, si acceden a usar las prerrogativas presidenciales para permitir algunas cuestiones que pudieran beneficiar a Cuba, la situación económica mejoraría y por tanto las penurias que sienten hoy los cubanos serían menores, algo que la Casa Blanca no desea porque el incremento de esas angustias pudiera dar al traste con la Revolución, como pretenden hacer en Venezuela.

Los nuevos lineamientos anunciados establecen lo siguiente:

1) Retiro de Cuba de la lista de exclusión de autorizaciones para licencias Internacionales bajo la Sección 214. Con ello se hace mucho más fácil la solicitud de la licencia necesaria para brindar servicios de telecomunicaciones a isla.

2) Eliminación de requerimientos no discriminatorios con relación a las tasas y el intercambio de cuentas.

3) Continuar insistiendo en obtener unas tasas contables acordes a otros países, aunque, de hecho, se acepta no aplicarlas por determinados períodos iniciales a la implementación de los servicios.

De esta medida proviene la aceptación de permitir que las tasas con Cuba sean mucho más altas que con otros países.

Cuánta “benevolencia” con Cuba en ese tema, pero eso tiene respuesta en lo que dijo en 1996 la RAND Corporation, del Instituto de Investigaciones para la Defensa Nacional de Estados Unidos, en el estudio presentado al Departamento de Defensa, titulado “Las telecomunicaciones cubanas, las redes de computación y sus implicaciones en la política de Estados Unidos”.

Ese trabajo afirma que “una flexibilización en esa esfera ayudaría a la apertura en Cuba y forzar el surgimiento de una sociedad civil independiente”, y entre sus pretensiones estaban:

“Alentar el enlace de Cuba a Internet, utilizar Internet para transmitir noticias y análisis balanceados, promover el uso de Internet por ONG cubanas, universidades y otros destinatarios”.

En marzo del 2005 Roger Noriega, Subsecretario de Estado para el Hemisferio Occidental, afirmó en una audiencia congresional:

“Estados Unidos flexibilizó los requisitos de las licencias para que, por primera vez, puedan ser entregadas computadoras personales de alta velocidad, a grupos de la sociedad civil en Cuba”.

Entre los años 2004 y 2006, la USAID repartió cerca de 35 millones dólares para proyectos subversivos contra Cuba, muchos de ellos vinculados directamente al tema de la informática y las comunicaciones.

Durante un evento celebrado en el 2012 por la Fundación Heritage de Estados Unidos y Google Ideas, se confeccionó un informe para el Gobierno, recomendándole la creación de una red WIFI remota para posibilitar el acceso a Internet de los cubanos y además afirmaron:

“Deben aprovecharse las experiencias de la primavera árabe, enviar a Cuba información a través de los teléfonos inteligentes, USB, mensajería de texto y crear un fondo de defensa ciberactivistas para apoyar financieramente a los cubanos”.

En ese mismo evento el Senador Marco Rubio, aseguró:

“El sistema totalitario cubano podría derrumbarse, si todos los cubanos tuvieran libre acceso a Internet, pues Cuba seguiría la misma suerte de aquellos países que pasaron la Primavera Árabe”.

Por tanto, Obama no aprobó esos nuevos lineamientos para ayudar a los cubanos, todo lo contrario, busca penetrar principalmente a los jóvenes para alcanzar su sueño de ver caer el sistema socialista, como sucedió en Europa del Este.

Cuba acepta el reto que este paso significa porque puede ayudar a modernizar sus comunicaciones, algo que hasta la fecha le resultaba muy difícil, pero no podrá perder de vista su seguridad informática, y menos borrar la memoria histórica, para impedir que se materialicen las ideas del ex director de la CIA, Allen Dulles, cuando afirmó en el estimado de inteligencia contra la URSS en los años 50 del pasado siglo:

“…sustituiremos sus valores por otros falsos y les obligaremos a creer en ellos”.

“…Estados Unidos debe imponerle su visión, estilo de vida e intereses particulares al resto del mundo…”
“Nuestra principal apuesta será la juventud. La corromperemos, desmoralizaremos y pervertiremos.”

“El objetivo final de la estrategia a escala planetaria, es derrotar en el terreno de las ideas las alternativas a nuestro dominio, mediante el deslumbramiento y la persuasión, la manipulación del inconsciente, la usurpación del imaginario colectivo y la recolonización de las utopías redentoras y libertarias…”

Como prueba de que las malas intenciones contra Cuba no han variado, el Presidente Obama declaró hace solo unos días:
“Nuestra teoría original…no era que íbamos a ver cambios inmediatos o un relajamiento del control del régimen de Castro, sino que con el tiempo sentaríamos las bases para una transformación sustancial”.
Paralelamente la oficina de prensa presidencial reconoció el 16.12.2015 en un comunicado que:

“De manera simple, nuestra política hacia Cuba nos ha permitido mejorar de manera más activa la vida de los cubanos, impulsar nuestros intereses y valores en Cuba y construir amplios lazos de cooperación a través de las Américas”.

Esta y no otras son las razones para la “flexibilización” en las telecomunicaciones, por eso es importante que los cubanos estén preparados para el nuevo combate, pero con la diferencia de que ahora los yanquis ya están en la Isla.

Por eso recordamos a José Martí cuando dijo:

“Ni los que sienten ni los que piensan aceptan hoy lo que no sucede de un modo palpable y visible”


Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s