Develan estatua en cera de Nicolás Guillén, poeta nacional de Cuba, en el Museo de cera de Bayamo.

Nicolás Guillén en cera, Museo Bayamo

Cientos de bayameses se dieron cita este jueves en el Museo de Cera para presenciar la develación de la estatua, a tamaño natural, de Nicolás Guillen.

En la actividad previa a la revelación de la escultura fueron interpretados poemas y canciones realizadas con los textos del que es considerado Poeta Nacional de Cuba.

Sentidas palabras sobre el también Premio Nacional de Literatura expresó el doctor Luis Álvarez Álvarez, quien resaltó la fina ironía y el sentido del humor de este escritor.

Destacó, además, la formación autodidacta, el talento y la defensa de la unidad nacional en su creaciones, pues para él solo existía una raza, la cubana.

Nicolás Hernández Guillén, nieto del destacado intelectual, al observar la figura de cera refirió que es una obra bien lograda y ha cumplido el propósito que la animó.

“Me emocioné al verla porque sentí una cercanía con mi abuelo que no había tenido desde hace mucho tiempo, porque hay elementos de su personalidad bien reflejados. Espero que quienes visiten este hermoso lugar se lleven un poco de Guillén y su legado cultural”.

Desde hoy el Poeta Nacional, coincidentemente, habita un espacio de la Ciudad Monumento Nacional, donde al decir de su nieto se ha unido a viejos conocidos.

En la develación participaron Federico Hernández Hernández, primer secretario del Partido Comunista de Cuba en Granma, Abel Prieto Jiménez, Ministro de Cultura, y familiares del ilustre camagüeyano.

El Museo de Cera -único de su tipo en Cuba- fue fundado el 14 de julio del 2004 y expone, entre otras, figuras de los próceres cubanos Carlos Manuel de Céspedes y José Martí.

Muestra, ade­­más, a los músicos Benny Moré, Carlos Puebla, Compay Segundo, Sin­do Garay, Bola de Nieve, Polo Montañés y Juan Formell.

La actriz y cantante Rita Montaner; los escritores Ernest He­mingway y Gabriel García Már­quez, y el joven italiano Fabio di Celmo, víctima del terrorismo contra Cuba, también engalanan la institución museológica.

F/La Demajagua 

P.D Seguido les regalo el Poema Nicolás Guillén “Tengo” que escribió en 1964 después del triunfo la revolución Cubana.  Mulato ‘de pelo’ para la antropología coloquial racista, Nicolás Guillén se asume a sí mismo como negro en su sensibilidad poética y su producción intelectual. Su poema “Tengo” alcanzó una fama enorme, como síntesis excelsa de lo que la persona común estaba recibiendo, y la justicia de que así fuera después del triunfo de la revolución. “Tengo” también proclamaba el contenido de las conquistas y la hora de la justicia para los cubanos no blancos.

Tengo

Cuando me veo y toco,
yo, Juan sin Nada no más ayer,
y hoy Juan con Todo,
y hoy con todo,
vuelvo los ojos, miro,
me veo y toco
y me pregunto cómo ha podido ser.

Tengo, vamos a ver,
tengo el gusto de andar por mi país,
dueño de cuanto hay en él,
mirando bien de cerca lo que antes
no tuve ni podía tener.
Zafra puedo decir,
monte puedo decir,
ciudad puedo decir,
ejército decir,
ya míos para siempre y tuyos, nuestros,
y un ancho resplandor
de rayo, estrella, flor.

Tengo, vamos a ver,
tengo el gusto de ir
yo, campesino, obrero, gente simple,
tengo el gusto de ir
(es un ejemplo)
a un banco y hablar con el administrador,
no en inglés,
no en señor,
sino decirle compañero como se dice en español.

Tengo, vamos a ver,
que siendo un negro
nadie me puede detener
a la puerta de un dancing o de un bar.
O bien en la carpeta de un hotel
gritarme que no hay pieza,
una mínima pieza y no una pieza colosal,
una pequeña pieza donde yo pueda descansar.

Tengo, vamos a ver,
que no hay guardia rural
que me agarre y me encierre en un cuartel,
ni me arranque y me arroje de mi tierra
al medio del camino real.
Tengo que como tengo la tierra tengo el mar,
no country,
no jailáif,
no tenis y no yacht,
sino de playa en playa y ola en ola,
gigante azul abierto democrático:
en fin, el mar.

Tengo, vamos a ver,
que ya aprendí a leer,
a contar,
tengo que ya aprendí a escribir
y a pensar
y a reír.
Tengo que ya tengo
donde trabajar
y ganar
lo que me tengo que comer.
Tengo, vamos a ver,
tengo lo que tenía que tener.


Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s