El puerto de Santiago de Cuba se convertirá en el segundo puerto de aguas profundas del país.

Al dragado constructivo seguirá una protección costera basada en 160 000 metros cúbicos de rajón.

Con la aplicación por primera vez en Cuba de la novedosa técnica de precarga para el acondicionamiento de los suelos, la hinca de pilotes  de lo que será el nuevo muelle y el vertimiento de material rocoso para la protección de las costas norte y sur,  se encaminan en Santiago de Cuba los objetos de obra de lo que será la moderna terminal multipropósito del puerto Guillermón Moncada.

La obra, con  financiamiento del gobierno chino,  es ejecutada por la Empresa COMMUNICATIONS CONSTRUCTION COMPANY Ltd.(CCCC), con una vasta experiencia en este tipo de trabajos.

El ingeniero civil Walter Vivo Medina, quien atiende la inversión  por la contraparte cubana, explicó que en aras de garantizar seguridad en el acondicionamiento de un terreno con más de un 50 % de humedad aplican el novedoso método de la precarga, consistente en agregar grandes volúmenes de tierra, que presionadas sobre un colchón de grava y arena  permiten la compactación y el drenaje del suelo a través de mechas sintéticas ubicadas a un metro de distancia unas de otras, elimina los niveles de humedad de los cimientos  y garantiza las condiciones sísmico-geológicas de seguridad y resistencia.

En lo que será el muelle, precisó el especialista, se culminó la hinca de 142 pilotes con un radio de 1,20 centímetros, enterrados a una profundidad de 26 metros, y se ejecuta la prueba dinámica de alta tensión, la que una vez  terminada exitosamente dará paso a la protección de los pilotes con hormigón y a retirar toda la tierra de la explanada que será el muelle principal.

El experto dijo que se rellena además toda la zona del puerto con unos 8 000 metros cúbicos  de rajones para la protección  de la costa norte y sur, ya que esta área se encuentra en medio de la desembocadura de dos ríos, el Yarayó, del cual toma nombre la terminal multipropósito. Según el cronograma dedicarán unos tres meses a esta actividad.

El emplazamiento a pie de obra de una pequeña fábrica de hormigón, así como los talleres para el trabajo con el acero, la carpintería de encofrado, y todos los detalles constructivos que requiere una inversión de esta envergadura, garantizan el contar con los recursos en tiempo.

Aquí trabajadores cubanos y chinos, sudan la camisa, cuidando cada detalle de la obra y materializando el conocido proverbio de que en la unión esta la fuerza en aras de dotar a Santiago de un puerto moderno y excelentemente equipado, en armonia con el medio ambiente.

Los numerosos objetos de obra son controlados continuamente, en cada etapa, por los laboratorios y la aplicación de  las buenas prácticas, para ello, un grupo de especialistas chinos y cubanos cuidan con celo el más mínimo detalle, para que no existan demoras en los cronogramas de ejecución ni peligre  la calidad.

El ingeniero Hu Xiao Yuan, jefe de la obra por la parte china, ponderó las cualidades de los constructores santiagueros, su entrega y dedicación al trabajo, quienes comienzan a laborar cuando aún no se distingue el astro rey en el horizonte y concluyen justamente varias horas después de que este se ha marchado.

Fin de los achaques del Guillermón

Este puerto tiene limitaciones en el atraque de buques entre 5 000 a 15 000 toneladas debido a la poca profundidad en los muelles, a las limitaciones en su capacidad de admisión de acuerdo con el desplazamiento de los buques, el deterioro por los años de construcción y no poseer una estructura logística que garantice las capacidades de almacenamiento, una tecnología en su mayoría obsoleta, sin grúas  pórticos en sus atraques, lo que obliga a la utilización de buques con grúas y complejiza las operaciones.

No posee  área de retaguardia disponible y el almacén se encuentra a varios kilómetros, por lo que su infraestructura es insuficiente, y no permite que se alcancen los altos rendimientos portuarios que exige hoy día la industria marítima.

Todo ello unido provoca que los buques tengan que descargar y alijar en un primer puerto (La Habana o Cienfuegos) y concluyan con carga parcial en el de Santiago de Cuba, provocando al comercio exterior el encarecimiento en el costo de los fletes al darle una segunda posición de descarga y negociarse (la Proporción) el rate de carga o descarga sumamente bajos, a un costo más alto, por ejemplo, usted fleta un barco de 100 contenedores, descarga 50 en La Habana o Cienfuegos y debe pagar la capacidad de carga del buque nuevamente de 100 contenedores hasta Santiago de Cuba, con solo la mitad de la carga.

La Ley de Inversión Extranjera posibilitó la entrada de capital foráneo, es por eso que la empresa China, CCCC, asumió la responsabilidad inversionista principal, juntamente con su contraparte Cubana, llevan a cabo la titánica tarea de dar forma a un proyecto que hará de la terminal Multipropósito de Santiago de Cuba un puerto seguro.

El período de ejecución de estas obras está planificado para tres años (uno para investigación-diseño y otros dos de ejecución), más dos para rectificar cualquier error o deficiencia durante su explotación y como garantía de los equipos tecnológicos suministrados durante el período de operaciones.

Con estos cambios estructurales, tecnológicos y logísticos se pretende, dotar al puerto de Santiago de Cuba de una moderna instalación para recibir buques con no menos de 20 000 y hasta 40 000 toneladas, es decir, duplicar las capacidades operacionales actuales, con una infraestructura, de operaciones, transporte y almacenamiento más cercanas al espigón.

Estas mejoras  permitirán  aumentar las condiciones de servicio a los buques, mejorando la capacidad  de eslora, manga y calado, permitiendo aquellos de mucho más capacidad, lo que redundaría en la disminución de los costos por concepto de fletes, al pasar esta terminal multipropósito a fungir como primer puerto de carga o descarga.

Entre las tarea de quienes administran el puerto está lograr una mejor organización y administración de los recursos de las operaciones, cumplimentando los requerimientos internacionales del Código de Seguridad para Buques e Instalaciones Portuarias (PBIP) dotando a esta Terminal Multipropósito con equipamiento moderno y tecnología de avanzada.

 Reducir los costos operacionales al requerirse menos  personal en los procesos tecnológicos y tiempo de los buques en puerto, al contar la logística de operaciones, transportación y almacenamiento óptimo que preserve las mercancías y la prontitud en el despacho.

Para ello se ha diseñado una infraestructura con  capacidad de servicio normal de 565 000 toneladas métricas para diferentes tipos de cargas, aumentando los rate de descarga de 1 500 a 2 500 toneladas, dígase saquería, metales, equipos, para estibar en almacenes techados y a la intemperie, justamente al costado del espigón, donde se cuenta también con una línea férrea y acceso por carretera cercanas al puerto.

Estas operaciones  incluyen 220 000  toneladas métricas de carga general, 150 000  de mercancías en contenedores, 195 000  de cargas a granel y 90 000 toneladas métricas ensacadas al costado del buque.

El muelle contará con tres modernas grúas, dos de 30 T y una de 50. Ambas con un alcance de 33 metros (m) de longitud, además de las facilidades, logísticas de almacenamiento y transportación.

El patio estará dotado de ocho torres para el sistema de iluminación, de construcción metálica circular de corona móvil, a una altura de 30 m, con 12 luminarias por torres de 1000 KW 220 V, según los estándares internacionales para este tipo de actividad.

El cuidado ambiental, lo referente a la ingeniería de servicios en puerto, la manipulación y cuidado de los posibles desechos, las redes hidráulicas, sanitarias, eléctricas así como las vías de acceso por ferrocarril y carretera, mejorarán las condiciones de la rada santiaguera.

Una vez concluida, a mediados de 2018, esta colosal obra de ingeniería hará del Guillermón Moncada un puerto seguro, moderno, que amortizará su inversión en un período no mayor de 15 años, solo con el ahorro por el concepto de fletes y será un complemento al desarrollo de la actividad comercial por vía marítima ya iniciado en el país con la construcción de la Terminal de Contenedores y Zona Especial de Desarrollo Mariel.

F/Opciones

 

 

 


Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s