Sigue en pie campamento por la paz en la bogotana Plaza Bolívar

Casi 200 colombianos permanecen hoy acampados en la bogotana Plaza Bolívar a la espera de la implementación de los últimos acuerdos de paz firmados entre el Gobierno y las insurgentes FARC-EP.

Con 40 días de vida, el campamento sigue en pie frente al Congreso de la República, el Palacio de Liévano y la Catedral Primada de Colombia.

Comenzamos con unas 12 personas el 5 de octubre, pese a que celebramos el pacto divulgado el pasado sábado decidimos quedarnos hasta tener la certeza de que será refrendado y ejecutado, comentó a Prensa Latina Julián Lozano, uno de los ocupantes de la colonial explanada.

Alrededor de 90 casas de campaña fueron levantadas en ese emblemático espacio público, a la vista de lugareños y visitantes quienes conversan entre banderas y carteles con los protagonistas de la demostración.

El actual convenio, derivado del llamado Acuerdo Final rubricado en Cartagena de Indias el 26 de septiembre, es fruto de intensas jornadas de diálogo en Cuba entre voceros gubernamentales y de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia-Ejército del Pueblo (FARC-EP).

Luego del triunfo del No en el plebiscito del 2 de octubre, convocado para validar el primer tratado, el presidente Juan Manuel Santos abrió un debate nacional con vistas al reajuste o perfeccionamiento del mismo.

Estamos exigiendo una rápida implementación de los recientes consensos entre el Ejecutivo y las FARC-EP, y un tratamiento digno para las víctimas del conflicto, añadió Lozano.

Al campamento de Bogotá, con prolongaciones en varias ciudades, se unieron ciudadanos que lideraron una iniciativa similar en Montería (Córdoba), quienes tuvieron que abandonar ese sitio luego de ser blancos de amenazas.

Al principio nos fue bastante duro permanecer aquí, no teníamos elementos para cubrirnos de la lluvia, el frío es inmenso en las madrugadas, tocó traer cobijas de la casa, colchonetas; amigos y personas solidarias con nuestra causa hicieron donaciones, pero es difícil abandonar la comodidad del hogar para sobrevivir a la intemperie, subrayó Lozano.

Sólo el ideal de la paz justifica el sacrificio, afirmó.

F/ PL por Adalys Pilar Mireles

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s