ALBA-TCP, importante vía a favor de la integración latinoamericana

Por Cosset Lazo Pérez*, PL en La Habana. Constituida en 2004, la Alianza Bolivariana para los Pueblos de Nuestra América-Tratado de Comercio de los Pueblos (ALBA-TCP) deviene importante mecanismo a favor de la integración latinoamericana y caribeña.

Sobre los retos de este bloque regional dialogó con Prensa Latina su secretario general, David Choquehuanca, quien visitó La Habana con motivo del trigésimo séptimo período de sesiones de la Comisión Económica para América Latina y el Caribe, celebrado del 7 al 11 de mayo.

A criterio de Choquehuanca, ahora más que nunca el ALBA-TCP (conformado por Venezuela, Antigua y Barbuda, Bolivia, Cuba, Dominica, Ecuador, Granada, Nicaragua, San Cristóbal y Nieves, Santa Lucía, San Vicente y las Granadinas y Surinam) necesita mucha fortaleza, energía y convencimiento.

Tenemos que retomar ahora las ideas de nuestros comandantes Fidel Castro y Hugo Chávez, y de los próceres José Martí, Simón Bolívar y Túpac Katari, que siempre lucharon por la unidad, contra la explotación y a favor del respeto a la soberanía e identidad de cada Estado, precisó.

De acuerdo con Choquehuanca, el instrumento regional necesita estar en permanente comunicación con todos los pueblos del mundo que quieren paz y buscan hermandad.

Construir integración, certezas y esperanza para desterrar la explotación, el odio y el individualismo, así como la lucha contra el racismo, destacan entre los principales desafíos del ALBA-TCP, afirmó.

En otro momento de la conversación, rechazó la postura injerencista del gobierno de Estados Unidos contra naciones progresistas de América Latina y el Caribe.

No podemos aceptar intromisiones en los asuntos internos de Venezuela, Bolivia, Nicaragua y Cuba, enfatizó el excanciller boliviano.

En su opinión, es inaceptable la cruzada internacional encabezada por el presidente de Estados Unidos, Donald Trump, a fin de desestabilizar proyectos sociales aprobados y ratificados por pueblos de la región.

‘El gobierno estadounidense ha retomado postulados del neocolonialismo y pretende adueñarse de los recursos naturales de algunos países’, consideró.

A decir del funcionario, todos los pueblos del mundo tienen la obligación de luchar por su soberanía y decidir por ellos mismos cómo quieren vivir y no permitir que otros piensen por ellos.

Sobre la injerencia de Estados Unidos en los asuntos internos de gobiernos progresistas, ejemplificó con el caso de Cuba y los derechos humanos, tema utilizado por la nación norteña para atacar a la isla.

Entre los mayores éxitos de la nación en esta materia sobresalen el acceso gratuito a la enseñanza en todos sus niveles y a la salud, dijo.

‘Aquí es un derecho ir a la escuela. Eso no sucede en otros países, sobre todo en familias muy humildes’, puntualizó al resaltar las experiencias de Cuba en estas áreas.

De acuerdo con el excanciller boliviano, el acceso a la alimentación y a disfrutar los recursos naturales del país figura como otros de los derechos humanos que benefician a los cubanos.

He caminado por las calles de La Habana. Los rostros de los niños muestran felicidad y alegría. En otros lugares no todos los menores reflejan esa cara de felicidad, pero los cubanos ilustran la tranquilidad de la sociedad donde viven, señaló.

Al recordar acusaciones de presuntos incumplimientos de derechos humanos por parte de potencias imperialistas en organismos internacionales, especialmente de Estados Unidos, Choquehuanca criticó esas conductas. Lamentablemente los que cuestionan o acusan a países de no cumplir los derechos humanos son los que no tienen ninguna autoridad moral sobre estos, reflexionó.

En ese sentido expresó que hay varias convenciones sobre el tema en los cuales Estados Unidos se perfila como uno de los que no ha ratificado varias de ellas: solo es parte de 18 de los 61 instrumentos rubricados en la materia, especificó.

Sin embargo, contrastó estas conductas con el trabajo solidario de Cuba a favor de varias regiones del mundo, entre ellas, su natal Bolivia.

Mi país es una de las naciones libres de analfabetismo -reconocido por la Unesco- gracias a la colaboración de los cubanos y a su labor mediante el programa Yo sí puedo.

En tanto, al referirse a los aportes de Cuba en el sector de la salud en Bolivia, destacó la labor de los profesionales de la Brigada Médica, que desde hace más de una década acercan los servicios más indispensables a poblaciones desfavorecidas.

El pasado 16 de mayo, Cuba se sometió por tercera vez al Examen Periódico Universal de Derechos Humanos en Ginebra, un mecanismo al cual concurren en igualdad de condiciones los 193 Estados miembros de Naciones Unidas.

La isla presentó un informe con sus avances en este asunto durante el último lustro, documento que incluyó temas como la solidaridad y el compromiso con los convenios en esta materia.

Cuba ha firmado y ratificado 44 de los 61 instrumentos internacionales sobre derechos humanos.

*Periodista de la Redacción Nacional de Prensa Latina.


Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google photo

You are commenting using your Google account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s